Capítulo XVII: La lucha de la verdad (Parte II)

Posted on julio 29, 2010

0


Resumen del episodio anterior:

El encuentro con el profesor Kazashi era muy distinto de lo esperado. No era aquella persona respetable por todo. Se había convertido en alguien cruel a niveles extremos, provocando mucho a Yuzuki. Aunque aquella batalla estaba equilibrada, en vez de rematar al profesor, se dirigiró a ver a su amigo, para atender lo que puede. Aun así, ¿Como se resolverá esta batalla?


Capítulo XVII

La lucha de la verdad (Parte II)

La sala de fraguas todavía seguía con un calor que empezaba a crecer. Se podía ver un vapor proveniente de moldear metal a una temperatura considerable. El profesor estaba sufriendo en aquel momento del golpe que recibió en las partes bajas mientras los dos estaban juntos. Se miraban entre sí, con confianza. De esa confianza, ambos se levantaron con esfuerzo apoyandose entre sí.

De repente, el profesor se levantó, observando como ambos casts trataban de salir, pero él impedía la salida a través de la puerta de la que destrozó. Los miraba con desprecio y obviamente, haría lo que pueda con acabar con ellos.

Ja, si creeís que podeís pasar, estaís equivocados.

Pero la pareja se detuvo, acordando un movimiento a través de susurros lo que hacía pensar al profesor que estaban hablando entre de ellos de algo que no convenía, lo que hizo sentirse furioso al no saber que era.

¿Ehh? ¿Que estaís hablando entre vosotros?

¿Quieres saberlo? Pues acercate y charlamos, de idiotas como usted que no hacen nada.

¡¿Que has dicho?! -Dijo el profesor acercándose violentamente a ellos. –¡Ahora os enterareís de lo poderoso que … ahhhh!

La trampa funcionó. Saru dió un potente puñetazo en el estómago, lo que haría que se quedara desplomado sufriendo y sufriendo de dolor. Ambos aprovecharon la oportunidad para poder arrestar al profesor. De ese arresto, esperaron tiempo para que soldados de la AMF los buscaran con el criminal en sus manos.

Con el arresto ya efectuado, el capitán Wasterweich buscó a la GUARDIAN y a su amigo, del que estaban heridos. Con la cara alegre, hizo el saludo militar delante de ellos.

Vaya, buen trabajo. Ya veo que arrestasteis al profesor.

Señor, este es el amigo del que te hablé.

¿Ehhh? Eso que veo en él es, ¿sangre?

Lo siento mucho. Me crearon así, en el que me han metido recuerdos de alguien que no se porque me vienen.

Pero Yuzuki, tengo una duda. ¿Porqué lo llamas amigo si él no sabe?

Señor, ¿podríamos tener una conversación privada sino le importa? No me gustaría que esto fuera público delante de sus soldados. Y si le digo la verdad, hay cosas que deben de mantenerse en secreto.

Yuzuki, a no ser que se trate de algo muy importante, le recomiendo que espere días. No estoy con mucho tiempo libre y la lucha contra los SEED sigue siendo una guerra constante.

¿Los SEED? -Dijo sin saber de donde venía esa palabra.

Saru, cuando volvamos a casa, ya te contaré todo. Ahora salgamos de aquí. -Pero de mirar a su amigo, miró luego al capitán algo avergonzada por tener a alguien inculto. –Y si señor, es de mucha importancia los datos del espionaje.

Pues entonces seguirme. Estaís heridos y necesitaís ser reparados en cuanto sea posible.

Y así, abandonaron un lugar secreto de Neudaiz. La AMF tuvo un pequeño roce por entrar en territorio de la Comunidad de Gurhal sin el permiso previo, pero con las aclaraciones del asunto, y contando sobre el enemigo del que tenían en sus tierras, los soldados de Wasterweich fueron cubiertos por agentes de la dicha comunidad. En sus naves, los dos CASTs estaban sentados en la misma nave. Saru estaba descansando y reflexionando, pero Yuzuki miraba con nostalgia un ataque de un arma nuclear de Photon, que destrozó por completo el laboratorio. Aun así, estaba contenta de que todo saliera bien.

Sin embargo, debido a un problema en el trayecto, fueron directos por accidente de una de las navez a una HIVE. Como el piloto principal no pareció tener contacto, una de las 3 naves de las que iban, contactó con la nave del capitán Wasterweich.

¡Capitán! ¡Tenemos problemas! ¡Nuestro jefe de escuadra se dirige a una HIVE! ¡He intentado contactar con él, pero no responde! ¡¿Puede oirme?! ¡El asunto es urgente!

¡¿QUE?! ¡Y quien ha ordenado el viaje a la HIVE! ¡Quiero explicaciones!

¡No lo se señor! ¡Tan sólo que no parece responder! ¡Señor, señor! ¡Los SEED, se nos acercan! ¡Son muchos ahhh … *Pérdida de comunicación*

¡Maldición! -Dijo mirando la nave que fué destruida. Por suerte, quedaba otra, que era leal al trayecto del capitán y era quien pilotaba la otra nave. –¡Soldado, volvamos a Parum! ¡Es una órden del capitán Wasterweich!

Entendido señor.

Saru estaba totalmente dormido, recordando las cosas que todavía tenía en su mente. Aun así, Yuzuki fué llamada por el capitán para llevar a cabo esa conversación urgente aprovechando que el CAST estaba en su mundo. Duraron horas en discutir el destino de los dos héroes que se enfrentaron al profesor Kazashi, hasta que finalmente hubo un acuerdo para ambos presentes.

Entonces, ¿quieres que tu y él seais normales?

Así es señor. Me gustaría llevar una vida normal. Cosa que no me siento agusta para lo que me usaron. ¿Podrían rechequearnos si nos fuera amable?

Mmm. Eso es algo que está a disposición del GRM. Pero puedo ofreceros una ayuda si lo deseaís.

Señor, no quiero meseta. Quiero estar con él, que es lo que me importa. Ya ganaré dinero en las misiones para poder vivir de forma cómoda.

Para nada iba a hablar de meseta.

¿Entonces?

Dime que deseas, y me encargaré de resolverlo personalmente.

Entonces según lo que ofreces, ¿podrías hacernos de nosotros de alguien normales? Saru Kazashi ha sufrido mucho, y me gustaria que pudiera vivir alguien normal como todo el mundo. En cambio, yo quiero deshacerme de lo que me hizo aquel criminal Fortetecher del que te hablé según mi espionaje.

Mmmm. Ya veo. Entonces ya sé que hacer, pero necesito que también estés conmigo. Tu y también tu amigo que al parecer está descansando. ¿Podrías hablar con él?

Si señor.

Ahora dejame guiar este ‘desastre’.

Y sin decir nada, Yuzuki se acercó a Saru poniendo su cara cerca de la suya, con la confianza suficiente de que pudiera escucharlo. El rumbo no era deforme y nada podía causar problemas, a pesar de que la HIVE seguía intacta.

Saru, despierta.

Pero él no se inmutó. Estaba atrapado en uno de los caóticos recuerdos de su mente. Lo que hizo Yuzuki, sin tratar de molestarlo demasiado, fué susurrándolo, con la posibilidad de cambiar el asunto. Tardó minutos en que surgiera efecto, para que finalmente Saru despertara de uno de esos terribles sueños. Como resultado, él vió a ella que estaba muy cerca. La pudo reconocer, a pesar de que su cara no era muy

¿Yuzuki? -Dijo recién levantado.

Saru, ahora no es momento de soñar. -Dijo avergonzada. –Debo de hablar contigo muy seriamente.

Mmmm. ¿Y de que se trata?

La AMF nos enviará a Parum, para que la AMF nos arregle y así tu y yo dispongamos de una vida normal.

¿Vida normal? ¿Acaso lo que llevamos, no lo es?

No Saru. El capitán Wasterweich nos enviará allá para cambiar esas cosas tan complicadas que … te lo cuento más adelante.

¿Y que nos harán?

Obviamente legalizarnos y repararnos. Ahora mismo tu eres un CAST ilegal, y yo soy una CAST con un historial no muy bueno que digamos.

No entiendo nada. Pero sinceramente eso me da igual. -Se rascó la cabeza unos segundos. Más tarde miró a ella notando el tono de voz que usaba, que era serio, pero sincero en el fondo. –Si eso significa algo mejor para nosotros, por mi bien.

Claro. Tu y yo dispondremos los problemas tirados a la basura. -Sonrió mucho. Y tanto que empezó a reirse a carcajadas al recordar algo de hace mucho.

¿Que te hace tanta gracia Yuzuki? -Preguntó sin pillar sentido a las risas.

Nada importante. -Su cara era muy feliz. No tenía boca, pero el tono de la risa era de alegría, mucha alegría. –Oye Saru, he visto que eres fuerte y he pensado en hacerle esta pregunta. ¿Te gustaría unirte a los GUARDIANs?

Mmmm. -Dijo mesando la barbilla, pensando la pregunta que recibió. –Si eso significa acabar con enemigos parecidos al profesor, si  claro.

Oh genial. Sabrás que yo también lo soy, y que estaré dispuesta a ayudarte en todo momento.

Ya lo sé. Ya te oí. Pero aun así, ¿podría preguntarte esto en privado?

Si, adelante.

¿Qué cosa tenemos tu y yo de la que ellos no tienen?

Mmmm. -Meditó con los ojos cerrados. –De esto te hablo en otro lugar. No me gustaría que la soldadesca me llamara la atención.

Entiendo. Supongo que será algo muy privado para tí.

Es privado para todo el mundo. Pero debes de saber una cosa. Confio mucho en tí, y aunque sé perfectamente que debes de aprender mucho, por lo menos, ten esto en tu cabeza.

Mmmm. Sí. ¿Entonces puedo contarte en otro lugar lo de mis sueños?

Claro. Tu y yo estamos muy ligados a esto que hemos vivido. No te recomiendo que cuentes lo que ves a otras personas sin que sea yo misma ya que pueden tratarte de loco, y no es seguro que otros lo sepan. Tu todo lo que veas, dimelo a mí. -Dijo cogiendo su mano derecha con ambas manos, sonrojada. –Saru …

Perdonar, pero ya hemos llegado a Parum. Nos situamos en el edificio principal de la GRM. Si son tan amables, bajen de la nave, y unos ingenieros os esperan con la petición que he hecho. -Dijo el capitán interrumpiendo la charla. A pesar de que Yuzuki pareció declararse, no llegó a tiempo para hacerlo.

Vamos amigo mío. Nos esperan.

Ehhh, si. -Acabó moviendo la cabeza de un lado para otro, viendo ahora el cielo de rastros de civilización en sus ojos. –Perdonen, ¿pero donde estamos?

Esto es la ciudad de Tarcus, la capital de Parum. Es la joya de Parum. Aunque saldreís directos a la Ciudad de Holtes, aquí descansaremos nosotros.

Pero … -Saru se sorprendió con una ciudad tan grande que ni se imaginaba la cantidad de gente que estaban paseando por las calles. Tanto era el cambio que se mantuvo firme gracias al pensamiento de ‘No soy debil’. –¿Humanos y CASTs unidos?

Ya pasearemos algún día. ¿Vale? -Dijo sonriendo.

Ehhh, claro. -Asintió de mala gana.

Y así, la lucha contra el profesor se acabó. Ambos consiguieron una buena reputación, y los ingenieros de la GRM les esperaba para ser CASTs normales. Una nave de la GRM iba directo de la ciudad Tarcus, donde serían dirigidos a la fábrica GRUM, situada en la ciudad de Holtes, la ciudad económica más importante de Parum. ¿Que será después de la operación? ¿Como quedarán ambos CASTs?

Continuará…

Anuncios